Disponemos de servicio PROPIO de Tomografía Axial Computerizada (TAC)

Resumen de las aplicaciones más frecuentes del TAC:

  • CAVIDAD CRANEAL: traumatismos, hemorragias, fracturas, defectos congénitos, neoplasias, hidrocefalia, conducto auditivo (bullas timpánicas), fosas nasales (rinitis, cuerpos extraños, masas neoplásicas), órbita ocular (masas, cuerpos extraños retrobulbares), odontología.
  • CUELLO: nódulos linfáticos, glándulas salivares, faringe, laringe, tráquea.
  • CAVIDAD TORÁCICA: tumores, metástasis tumorales (en valoraciones prequirúrgicas), caracterización precisa de patologías pulmonares, patologías mediastinicas (grado de invasión y afectación en grandes vasos, hemotorax, piotorax, etc.)
  • CAVIDAD ABDOMINAL: páncreas (abcesos pancreáticos, quistes neoplasias), hígado (neoplasias, abcesos), shuntsportosistémicos, glándulas adrenales (masas), riñones, uréteres, vejiga, nódulos linfáticos, próstata (neoplasia, quistes, abcesos, hiperplasia).
  • COLUMNA: hernias de disco, discoespondilitis, fracturas, luxaciones, neoplasias, patologías lumbosacras.
  • EXTREMIDADES: displasia de codo, fractura del coronoides medial, tumores óseos, malformaciones y alteraciones del desarrollo. Útil para valor preoperatorio de fracturas complicadas, pues la reconstrucción tridimensional permite al cirujano evaluar el plan quirúrgico.
  • OTROS: nódulos linfáticos, trayectos fistulosos en cuerpos extraños…